martes, 4 de septiembre de 2012

Consejos para la Paris Brest Paris

No es que yo me considere un experto en la Paris Brest Paris y/o en ciclismo de larga distancia. En realidad mi experiencia se reduce a unos pocos brevets (un 200 un 300 y un 400 en el año 2010 y a un 200, un 300, un 400, un 600 en el año 2011 y dos 200 (uno y dos) y un 300 en el año 2012) y a una única participación en la Paris Brest Paris. 11 experiencias, 4.300 km; eso es todo. Pero aun así, quiero reflejar en una entrada una lista de puntos a tener en cuenta cuando se afrontan pruebas de larga distancia (brevets) en general y la Paris Brest Paris en particular.

Advertencia. Esta es una lista personal, más orientadas a que yo la repase cuando preparo uno de estos eventos para estar seguro de que no se me olvida nada que a servir como referencia para alguien que empieza en la larga distancia. En esto, como en casi todo, cada maestrillo tiene su librillo y lo que funciona para mi no necesariamente va a funcionar para ti. En cualquier caso trato de justificar la razón que subyace detrás de cada consejo.

Estos son, sin un orden concreto:
  1. Tiempo son kilómetros. Es un mantra muy conocido ("time is miles" en inglés) y tiene toda la razón. Los eventos de larga distancia implican una gestión del tiempo y gestionarlo bien tiene tanta influencia en acabar o no acabar como la fortaleza del ciclista. Yo intento seguir la estrategia de parar pocas veces y cuando paro, que las paradas sean breves. Un truco que a mi me sirve es, antes de parar, pensar todo lo que puedo aprovechar a hacer en la parada y en que orden lo voy a hacer. Por ejemplo, si tengo ganas de mear, antes de parar pienso que pararé, mearé, me quitaré el chubasquero, cogeré un bocadillo de la bolsa trasera y me pondré en marcha. 
  2. Encuentra y mantén "tu ritmo". A mi me parece que este es el secreto para las brevets. Encontrar "tu ritmo". Y en ritmo no se trata sólo de ritmo o velocidad media sobre la bicicleta. Se trata de un concepto de ritmo amplio, que incluye pedalear, parar, comer, dormir (para mi un indicador de ritmo más fiable que la velocidad media sobre la bicicleta es la velocidad media incluyendo paradas). Encontrar "tu ritmo" requiere experiencia, pero para eso son los brevets de 200, 300, 400 y 600. "Tu ritmo" ha de ser sostenible, por lo menos durante toda la duración del evento. Cuando hayas encontrado "tu ritmo" éste será reconocible y por tanto podrás decir sin necesidad de mirar tu velocidad si vas por debajo o por encima de "tu ritmo". No pasa nada por ir por debajo o por encima de "tu ritmo" durante un tiempo (un repecho, una parada más larga de lo esperado, una zona de viento, una zona soleada, etc), pero asegúrate de que es algo temporal y que volverás a "tu ritmo" en algún momento.
  3. Haz un plan y luego sáltatelo. La PBP fue la primera brevet que realmente planeé pero desde entonces planifico todas las brevets en las que participo. Acertar en el plan de la PBP fue una de las causas por las que la pude acabar tan bien. Desde entonces siempre planifico ritmos, paradas y comidas hasta donde es posible pero luego no tengo ningún problema en saltarme el plan si las circunstancias lo piden. Tan equivocado (para mi) me parece salir sin un plan como forzarme a cumplir un plan hecho desde el sofá de casa. Lo importante no es que un plan se cumpla sino hacer un plan. Cuando haces un plan te fuerzas a mirar el perfil, las poblaciones que te encontrarás, la previsión meterológica, las opciones de paradas, etc. Manejar toda esa información antes de hacer un brevet es el objetivo. Un detalle a la hora de planificar es tratar de poner las horas que vas a dormir durante la noche. No sólo ayuda a que el bioritmo del cuerpo cambie lo menos posible sino que reduce el número de horas que circularás de noche (cuando la circulación es más lenta y cansada)
  4. Cuando pares en un control lo primero es que te sellen la brevet. Hablando de orden de acciones una vez parado, cuando pares en un control lo primero es que te sellen la brevet, luego todo lo demás (ver consejo 34 para ver una excepción a este consejo).
  5. No pierdas la brevet. Perder la brevet es siempre un lio. En el video de la PBP2011 se cuenta el caso de un ciclista que se dejó la brevet en un control y que tuvo que esperar a que otros ciclistas se la llevasen. En la PBP nos dieron una bolsa impermeable que se cuelga del cuello para meter la brevet, es una buena idea, pero cualquier otra estrategia sirve, lo importante es no perder la brevet.
  6. Hazte con un GPS. Para los puristas de los eventos de larga distancia un GPS es poco menos que hacer trampas aun así yo lo recomiendo. Yo siempre cargo el track en el móvil y lo uso como consulta en caso de que me encuentre perdido siguiendo la hoja de ruta. En la PBP no es tan necesario porque la ruta está muy bien señalizada, pero aun así, mi recomendación es llevar la ruta cargada en un dispositivo con GPS.
  7. No estrenar nada en un evento importante. Desde luego no estrenar nada en una Paris Brest Paris. Todo, sin excepción, ha de haber sido probado antes en eventos más cortos. Y cuando digo todo me refiero a todo. Componentes de la bicicleta, comidas, bebidas, ropa, cremas, etc. Idealmente todo lo que vayas a usar en uno de estos eventos deberías haberlo probado antes. En mi caso los 200 y 300 son mi plataforma de pruebas (un soporte para el móvil en el manillar, un nuevo maillot, un nuevo frontal, etc) y mi límite para novedades; nada va a un 400 si no lo he probado antes en un 200 o un 300. No estrenar nada en un evento importante incluye no usar la bici directamente sacada del taller; si, ya se que es precisamente cuando la bici debería estar en mejores condiciones, pero, aun así, yo nunca llevo la bici directamente del taller a un evento de este tipo, siempre pruebo la bici unos días antes.
  8. Hazte un bikefit. Un bikefit es una sesión en la que un experto analiza tu postura sobre la bicicleta, te hace un montón de preguntas sobre tus hábitos ciclistas, te toma medidas del cuerpo y finalmente te ajusta la bicicleta a medida. Estas sesiones llevan entre dos y cuatro horas, no son baratas (¿unos 150€?), pero si vas a hacer muchos kilómetros sobre la bicicleta lo recomiendo. Parte del secreto de las rutas de larga distancia es estar cómodo sobre la bicicleta, te vas a pasar muchas horas sentado en la bicicleta, y una sesión de bikefit te ayudará.
  9. Asegúrate de que la geometría de la bicicleta no ha variado. Esto enlaza el punto 7 y el punto 8. Si algo hay que evitar probar en un evento de larga distancia es una nueva geometría o postura en la bicicleta. Si te haces un bikefit asegúrate de que lo haces varios meses antes de los eventos de larga distancia y que te das tiempo suficiente para estar cómodo en la nueva geometría. Pero el motivo por el que añado este punto es porque los eventos de larga distancia habitualmente requieren un desplazamiento (a no ser que vivas en París tendrás que llegar a París de alguna manera) y en estos desplazamientos normalmente se desmonta la bicicleta. A la hora de montarla asegúrate de que la bicicleta se queda en la geometría que usas. Para ello puedes usar marcas en el manillar y el sillín para recordar su altura y/o llevar las medidas anotadas en un papel. Dedicar unos minutos a asegurarse de que la geometría de la bicicleta es la correcta es fundamental para prevenir dolores y lesiones durante la ruta.
  10. Lleva un buen set de herramientas y repuestos. Esto es muy básico, pero demasiados ciclodeportistas afrontan un evento de larga distancia como si fuese una salida de domingo. En las marchas de larga distancia puede pasar de todo por lo que asegúrate de que llevas una multi-herramientas completa, que incluya troncha-cadenas. Como mínimo dos cámaras y bomba de hinchar en vez de cartuchos de CO2. Yo incluso llevo una cubierta nueva (en el 400 que hice en el 2010 vi a un ciclista que tuvo que abandonar por no tener una cubierta de repuesto y el 200 que hice en el 2013 la necesité yo) pero si no quieres cargar con una cubierta al menos debes llevar un trozo de tela/plástico fuerte que te sirva para meter entre la cámara y la cubierta en caso de que ésta se raje.  También es muy práctico llevar un par de monodosis de aceite para la cadena. Mira este gráfico sobre los problemas mecánicos que tuvieron los participantes en la PBP2007.
  11. Fuente http://www.bikequarterly.com/BQPBPEquipsurvey.pdf
  12. Lleva suficiente comida como para poder terminar el evento sin comida de otras fuentes. Yo esto lo aplico incluso en las marchas ciclodeportivas. Siempre llevo mi propia comida, y, por supuesto, siempre la he probado antes. En la Quebrantahuesos llevo barritas y geles suficientes para no tener que comer nada de lo que dan en los puestos de avituallamiento (cuando paro en un avituallamiento cojo comida que pruebo en eventos más cortos y que uso luego en eventos más largos). En los brevets llevar comida encima es una inversión muy grande porque la comida pesa y abulta, pero a mi me compensa y yo siempre llevo mi propia ensalada de pasta, mis propios bocadillos y mis propias barritas y geles. Esto lo aplico siempre en los brevets de hasta 600km, pero, curiosamente, en la Paris Brest Paris la mayoría de las comidas principales (desayunos, comidas y cenas) las hice en los controles de la organización, sólo llevaba bocadillos, fruta y barritas para los tramos entre controles y me fue muy bien. Si volviese a repetir la Paris Brest Paris seguramente optase por la misma estrategia. La razón es que en la PBP los controles están abiertos y tienen comida 24horas al día y la calidad de la comida es bastante buena y variada (aunque en el control de Brest nos llevamos una desagradable sorpresa). Los brevets no suelen tener tanta infraestructura por lo que para este tipo de eventos (600 km o menos) el consejo sigue en pie. No tengo claro cual sería la mejor estrategia para una London-Edinburgh-London (ahora, después de haber hecho una LEL, tengo claro que la estrategia sería identica a la PBP, las comidas principales en los controles) o una Madrid-Gijón-Madrid; habrá que pensarlo.
  13. Adapta la comida en función de la distancia. Las barritas energéticas y los geles están muy bien para eventos cortos (hasta 200km) pero para eventos largos no son lo mejor. Pasan a la sangre demasiado rápido y en un evento de larga distancia no sueles necesitar semejante punch de hidratos de carbono (dicho esto yo siempre llevo como mínimo un par de geles por si me da una pájara). A medida que se alarga el evento mi estrategia de comida se hace más parecida a la de un día normal (desayuno, comida y cena), eso si, la cantidad de lo que como suele ser mayor y el número de "picoteos" entre comidas (normalmente en marcha) aumenta. Sea como sea yo siempre hago un desayuno fuerte (por ejemplo en la última quebrantahuesos un plato de ensalada de pasta, luego un bol de muesli y acabé con un cola-cao con galletas maría), para los brevets no me impongo desayunar con anticipación al evento porque el ritmo de un brevet me permite rodar y hacer la digestión sin problemas. 
  14. Adapta las horas de sueño en función de la distancia. Un 200 o en un 300 se puede hacer sin dormir. En un 400 el sueño ya empieza a ser un factor a tener en cuenta. Dependiendo del ritmo y del perfil, un 400 te llevará entre 20 y 25 horas lo que significa que vas a tener déficit de sueño. Una siesta a media tarde, café por un tubo o, directamente, pararse a dormir un par de horas son estrategias que pueden servir. Por mi parte en ninguno de los dos 400 que he hecho he parado a dormir. La cosa cambia en un 600. Un 600 te llevará unas 40 horas y aunque hay personas que son capaces de hacérselo sin dormir, la estrategia de hacer unos 350, parar a dormir unas horas y luego hacer 250 es la más común que he visto. A mi me salió muy bien en el único 600 que hice (desde entonces he seguido esa misma estrategia en 3 600 más); es increíble lo mucho que el cuerpo puede recuperar con tres horas de sueño. En la Paris-Brest-Paris la estrategia con el sueño que seguimos fue igual que la estrategia con la comida, hacer que fuese lo más parecida a un día normal posible. La primera noche la hicimos sin dormir porque se salía a las 21:00, pero en la segunda noche paramos a dormir 5 horas, 4 en la segunda noche y 3 en la tercera. Las paradas para dormir fueron siempre por la noche, siguiendo a una cena y seguidas por un desayuno. Esto tiene además la ventaja de que reduce el número de horas que rodarás durante la noche. 
  15. Empieza descansado. Empezar una prueba de larga distancia cansado o estresado no es muy recomendable. En un evento como la Paris-Brest-Paris empezar sin déficit de sueño me parece muy importante. El sábado antes de la PBP me acosté temprano, me levanté el domingo, desayuné y me volví a acostar, me levante para comer y me volví a acostar a dormir una siesta de tres horas. A las 20:00 ya estaba listo para salir, y lo más importante, estaba totalmente descansado. Empezar descansado también significa no hacer grandes rutas los días previos a un brevet; para mi una semana antes es el límite, nada de rutas duras a menos de una semana de un brevet. Por último, no veo necesario salir "a estirar las piernas" el día antes de un brevet, si puedes y realmente es sólo "estirar las piernas" vale, si no puedes no pasa nada, en un brevet no se corre por lo que puedes empezar despacito e ir tomando ritmo poco a poco.
  16. Lleva ropa para todo tipo de condiciones metereológicas. Las condiciones metereológicas en un evento estas características varían mucho. No sólo estás muchas horas sobre la bicicleta sino que, además, recorres muchos kilómetros por lo que es perfectamente posible tener que rodar tres horas bajo la lluvia y luego, más adelante, tres horas bajo un sol de justicia. Tu equipación tiene que permitirte desde ir en modo verano (maillot y coullote cortos) a ir en modo invierno (tres capas) pasando por ir en modo lluvia. Obviamente la época del año y la zona donde sea el evento te condicionarán la ropa que has de llevar pero para hacernos una idea para Para la Paris-Brest, que es en Agosto, yo llevé: maillot y coullotte cortos, calienta piernas y calienta brazos, cubre botas, guantes cortos y guantes largos (windstopper de entretiempo), camiseta interior, chaqueta de entretiempo, chubasquero, gafas con cristales claros y oscuros y chaleco reflectante. En UK son populares los rainlegs, yo no los he usado, pero me lo estoy pensando. A algunos ciclistas les gusta llevar una gorra bajo el casco. Yo lo he probado y no me convenció, pero los argumentos a favor son que ayudan en caso de mucho sol o mucha lluvia y que son imprescindibles para los que usan gafas graduadas. 
  17. Cambiate de ropa. Para mi esto aplica en eventos de 400 km o más. En un 400 o un 600 esto significa que en la bici llevo un coullote, un maillot y un par de calcetines (a veces también una camiseta interior) de repuesto. Cambiarte de ropa en una ruta larga te aporta una sensación de frescor que puede venir muy bien sobre todo si en parte de la ruta ha llovido. En eventos como la LEL y MGM te permiten "facturar" una bolsa a alguno de los controles de forma que cuando llegues puedas cambiarte. En la PBP hay empresas privadas que ofrecen ese servicio, yo no las usé porque vinieron mi mujer y una pareja de amigos a apoyarme, pero lo consideraría si no tuviese apoyo. En la PBP yo me duché todos los días después de cenar y antes de acostarme y todos los días al levantarme me puse un coullote y un maillot limpio. En cierto modo parte de la estrategia de hacer que los días fuesen lo más normales posibles.
  18. Siempre lleva iluminación en tu bicicleta. La lógica es la de siempre, en un evento tan largo puede pasar de todo y eso puede significar que te ves obligado a pedalear de noche. Yo siempre llevo la bicicleta con luces, incluso en los brevets de 200k, es lo que llamo yo la configuración brevetera. Y dentro de ilumincación en tu bicicleta incluyo un chaleco reflectante, yo siempre lo llevo de noche o si las condiciones de visibilidad no son buenas.
  19. Asegúrate de que tu iluminación es buena. Circular de noche siempre es más lento y cansado, pero la diferencia de comodidad circulando de noche entre unas buenas y unas malas luces es inmensa. En un evento de larga distancia vas a pedalear muchas horas de noche o con poca visibilidad; no ahorres en las luces. La oferta de sistemas de iluminación para bicicletas es muy grande, no tendrás problema en encontrar la solución que te convenga. En mi caso concreto a mi me está funcionando de maravilla la combinación de de dinamo de buje SON deluxe y foco Busch + Müller Lumotec IQ Cyo R Senso. Más información sobre dinamos de buje aquí y sobre focos para dinamos de buje aquí.
  20. Lleva una luz en el casco. La luz de la bicicleta ha de alumbrar la carretera, la luz del casco sirve para alumbrar allí donde estás mirando cuando no sea la carretera. A mi me resulta muy útil una luz que tiene varias posiciones de intensidad lumínica. La llevo en la menor intensidad mientras estoy rodando, pero cuando tengo que mirar una señal o paro para reparar la bicicleta le aumento la intensidad. En las luces que se llevan sobre el casco es muy importante su peso. Una de las zonas que más sufren en los eventos de larga distancia es el cuello, añadir una foco con 4 pilas AA al casco puede ser demasiado peso y acabar generando problemas. La luz que yo llevo se alimenta de 2 pilas AA y esta al borde del peso máximo que yo soportaría. 
  21. Asegúrate que tienes backup de iluminación. Pocas cosas son peores que quedarse sin luz en medio de la noche. Si llevas un sistema de alumbrado basado en dinamo de buje asegúrate de llevar otro sistema alternativo para el caso de fallo (por ejemplo alumbrado en el casco). En caso de un alumbrado que vaya a baterías o pilas asegúrate de que llevas pilas de recambio suficientes e, incluso, en algunos modelos, bombilla de recambio. Mi truco es usar elementos que usen baterías AA o AAA estandar (en mi caso la luz del casco y la luz roja trasera de la bicicleta). Esto me permite llevar baterías de repuesto y, en caso de problemas, comprarlas en cualquier tienda o gasolinera.
  22. Yo no contaría con poder recargar tus baterías en los controles. Primero porque en los controles estarás poco tiempo. Segundo porque cuando más tiempo pasarás será durmiendo y eso es en polideportivos donde compartirás techo con un montón de ciclistas. Los polideportivos no son precisamente sitios donde abundan los enchufes. Y tercero porque en este tipo de eventos la climatología, las averías, el cansancio y el margen de tiempo hasta el siguiente control tienen una influencia inmensa en donde y cuanto vas a parar. Añadir la condición de necesitar un enchufe para poder cargar un dispositivo electrónico es, simplemente no recomendable. Desde un punto de vista práctico creo que tienes tres opciones. Llevar baterías de repuesto ya cargadas, tener dispositivos que usen baterías estándar (AA o AAA, por ejemplo) y llevar suficientes para todo el evento o basar la alimentación de tus dispositivos (luces, móvil, gps, etc) en una dinamo (la solución que yo uso, ver punto 18)
  23. Si va a llover lleva guardabarros en la bicicleta. Yo no los llevé en la PBP, pero si en todos los brevets que hice en UK. En Madrid puede que no tenga tanto sentido. De todas formas en la PBP puede llover mucho y este estudio sobre las razones de los que no finalizaron en la PBP2007 sugiere que los que no llevaban guardabarros tenían el doble de posibilidades de argumentar como motivo de no haber acabado el tener lesiones relacionadas con el agua que salpican las ruedas (pies, rodillas, tendón de aquiles, etc) que los que llevaban guardabarros.
  24. No lleves mochila. Yo nunca la he llevado, mi estrategia es que todo el peso vaya en la bicicleta. Cuanto más peso pones en el cuerpo más sufre el culo y la espalda. Además este estudio encontró que en la PBP2007 un 46% de los que llevaban mochila no acabaron, comparado con un 30% de los que no llevaban mochila.
  25. Usa cremas. En concreto tres son las cremas que yo llevo. Crema de cacao para los labios, crema de protección solar y crema para el culo. Las dos primeras son obvias pero la tercera genera muchas dudas entre los ciclistas. Yo uso la Chamois Créme para eventos de 400km o más y me va muy bien. Para después de los eventos también va muy bien una crema para bebés que se llama Gluteo Seco.
  26. Lleva dos botellos en la bicicleta. Esto no sólo te permite llevar uno de agua y otro con bebida isotónica sino que además aumentará tu autonomía. En este tipo de eventos la bebida isotónica yo la bebo muy despacio, normalmente un bote de bebida isotónica me dura unos 200km. Esta es la regla de tres que uso para saber cuantos "polvos mágicos" tengo que llevar en la bicicleta.
  27. Lleva papel higiénico o toallitas de bebé. Esto es autoexplicativo. Yo prefiero toallitas de bebé porque vienen impregnadas en un líquido que previene rozaduras y rojeces, además me sirven también para limpiarme las manos si he tenido que tocar la cadena.
  28. Aprende a identificar tus crisis. Porque las tendrás. En toda ruta larga llega un momento en el que parece que todo va mal y uno empieza a sentirse débil y desmoralizado. La clave es saber identificar esos momentos y aprender a superarlos. Normalmente es cuestión de darse un poco de tiempo y mantener la calma, a veces comer es lo que necesitas, parar, ir más despacio o ir más deprisa. Sea lo que sea todo empieza por saber identificar cuando estás entrando en uno de esos momentos. 
  29. Aprende a gestionar tu sueño. En los eventos de larga distancia siempre te puede llegar un momento de sueño. Es importante gestionar bien el momento. En el 400 Midhurst a mi me bastó con parar a mear, comer algo y esprintar para despejarme, pero no descartes parar a dar una cabezada. Pedalear con sueño además de ser muy peligroso hará que circules muy lento, llega un momento que es mejor parar y dormir media hora o una hora y luego te encontrarás mucho mejor y rodarás más rápido.
  30. Estate dispuesto a dormir en cualquier sitio. Por mucho que hayas planeado que vas a dormir en tal o cual control puede pasarte que no llegues y que tengas que dormir en un punto indeterminado de la ruta. En la PBP no es raro ver ciclistas durmiendo en el suelo, en una parada del autobús o simplemente en la cuneta. Para eventos de 400km o más recomiendo llegar un saco de dormir térmico; es pequeño, ligero y barato, y es el complemento ideal para dormir en sitios inesperados. 
  31. Piensa en positivo. Es muy común oir que los eventos de larga distancia son más sicológicos que físicos, yo así lo creo. Yo no se si esto se puede aprender y/o practicar, pero como te empeñes en ver las cosas de manera negativa no vas a llegar muy lejos. 
  32. Pedalear en grupo es mejor que pedalear solo. No dudes en sacrificar velocidad a cambio de ir en grupo. Por sacrificar velocidad me refiero a los dos sentidos. A ir un poco más rápido que "tu ritmo" o a ir un poco más despacio que "tu ritmo". Si te adelanta un grupo no dudes en adaptar tu velocidad y unirte (siempre que no vayan demasiado rápido claro).
  33. Preparate para quedarte sólo. Que el plan sea hacer la ruta con otro ciclista o en grupo no significa que eso vaya a ser así. Las circunstancias de la ruta pueden cambiar y puedes encontrarte rodando sólo cuando menos te lo esperes. Se autosuficiente, no dependas de otros ciclistas. Ejemplos de errores a evitar serían no llevar hoja de ruta, bomba o tronchacadenas porque lo lleva el compañero. 
  34. Planifícate para dormir en los controles. Aunque en el consejo 28 decía que debías estar dispuesto y preparado para dormir en cualquier sitio mi consejo es que te planifiques para dormir en los controles. Fundamentalmente por dos motivos. El primero es porque en los controles encontrarás de todo, restaurante para cenar, duchas y sitio donde dormir, seguramente un colchón tirado en el suelo o algo parecido, pero más cómodo que dormir tirado en el suelo. El segundo motivo es porque en los dormitorios de los controles tienen voluntarios que te despertarán a la hora que tu digas. Esto es algo muy cómodo porque después de un día entero sobre la bici te acostarás y, probablemente, tengas sólo 3 ó 4 horas para dormir  por lo que el riesgo de que te quedes dormido es considerable. El que haya voluntarios que te van a despertar a la hora que les has dicho te permite acostarte y dormir sin la presión de estar pendiente de la hora a la que tienes que despertarte y eso hará que descanses y recuperes mejor.
  35. Foto de Miguel Prada
  36. Lleva tapones para los oídos y antifaz para los ojos. Este consejo está relacionado con el anterior. En los dormitorios de los controles puede haber 100 ó 200 personas durmiendo y, aunque los dormitorios están a oscuras (un voluntario con linterna, en plan acomodador, te llevará a tu cama) y todo el mundo intenta mantenerse en silencio, la realidad es que entre ronquidos y pedos (si, esa es la realidad), los ciclistas que llegan y los ciclistas que se van el sitio no es todo lo tranquilo que un buen descanso requeriría. Llevar tapones para los oídos y un antifaz para los ojos te ayudará a dormir mejor. Y, como decía en el consejo anterior, como los voluntarios vendrán a despertarte no tienes que preocuparte de que te duermas más tiempo del que tenías pensado.
  37. Cuando llegues al control donde vas a dormir, lo primero reserva tu cama. Incluso aunque esto contradiga el consejo 4 ("Cuando pares en un control lo primero es que te sellen la brevet"), si vas a dormir en ese control lo primero es reservar la cama y lo segundo será ir a sellar la brevet. Después vendrán cena y/o ducha si tienes tiempo. El motivo para este consejo es que el número de camas es limitado y, aunque a mi no me ha pasado, es posible que llegues al control y no tengas cama porque están todas ocupadas. Para minimizar eso lo primero es reservar (y pagar) la cama, te darán un ticket con la reserva y de esa manera tendrás asegurada tu cama.
  38. Lleva suficiente dinero en efectivo. Que yo recuerde en los controles no admitían tarjetas de crédito, pero aunque las admitiesen no debes contar con que en los pueblos remotos por donde vayas a pasar las van a admitir. Los precios en los controles no son caros aproximadamente algo así como una comida unos 9€, ducharse 3€, cama 4€ etc. Pero yo creo que es mejor pecar un poco de prudente y llevar dinero en efectivo suficiente. Los billetes no pesan tanto y pueden hacerte la vida mucho más sencilla si necesitas coger un taxi, dormir en un hostal o similar.
  39. Yo uso pedales SPD. No lo pongo aquí para acordarme, yo vengo de la bici de montaña y siempre he usado pedales SPD, nunca de otro tipo. Pero éste es un consejo que he visto en varios sitios argumentando que los pedales SPD son más cómodos a la hora de caminar, como digo yo no puedo asegurar que son "más" cómodos porque yo nunca he probado los otros tipos de pedales, pero ten en cuenta que en la PBP vas a tener que caminar. No grandes distancias, pero si, del parking de la bici al control, del control al restaurante, del restaurante a las duchas y de las duchas a la cama. Si no usas SPD asegúrate de que tienes cubre pedales para poder hacer estos recorridos cómodamente.
  40. Disfruta. Que a eso has venido ¿no?. 
De momento no se me ocurren más consejos, pero iré añadiendo más a medida que se me ocurran.

Otras páginas con consejos:
A cuidarse
Javier Arias González
Publicar un comentario en la entrada